Agricultores de Curacaví recibieron financiamiento en equipamiento y capital de trabajo

Trabajo colaborativo entre la Municipalidad y Prodesal, permitió materializar este importante aporte a 110 vecinos de sectores rurales de la comuna.

Gracias a dos instrumentos que desarrolla el Programa de Desarrollo Local -PRODESAL- en colaboración con la Municipalidad de Curacaví, un total de 110 agricultores de la comuna recibieron un importante apoyo para la gestión de sus negocios. Se trata del Incentivo al Fortalecimiento Productivo (IFP), que favoreció a 22 personas en inversión en infraestructura y equipamiento; mientras que otras 88 se vieron beneficiadas por el Fondo de Apoyo Inicial (FAI), que contribuye con capital de trabajo a sus emprendimientos.

“Este es un apoyo importante para los agricultores de la comuna, sabemos que Indap está muy comprometido en poder apoyar la pequeña agricultura, y para nosotros como Municipalidad es fundamental poder apoyarlos porque los agricultores no solamente son un aspecto productivo de la comuna, sino que también son parte de nuestra identidad, parte de nuestra cultura, parte de lo que define a Curacaví, por lo tanto, sabemos que todo el apoyo que se les entregue, significa que ellos pueden mejorar sus emprendimientos, sacar adelante a sus familias y mantener esta identidad que tanto nos interesa poder preservar como comuna”, afirmó el Alcalde de Curacaví, Juan Pablo Barros.

Para Viviana Salgado, de Lolenco y de la Agrupación Orgánicos de Curacaví, la iniciativa es fantástica; “todo incentivo sea grande o pequeño se agradece, y se recibe porque uno nunca cuenta con ese dinero y a uno le viene muy bien; y es un incentivo grande porque uno se siente motivada y el Indap sabe que uno va a invertir la plata muy bien”.

El trabajo conjunto entre el municipio local y el servicio de asistencia técnica del INDAP, permitió la entrega de incentivos a través de estos dos instrumentos financieros destinados a usuarias y usuarios del programa.

El IFP es un fondo concursable que cubre el 90% del costo bruto del proyecto con un tope máximo de $1.354.835; mientras que el FAI es un incentivo para capital de trabajo que representa el 95% del costo bruto de la compra, donde el productor debe aportar el 5% restante, con un tope máximo de $115.033.

Los recursos entregados correspondieron al primer concurso 2019, y se espera realizar un  segundo llamado a concurso en los próximos meses en la comuna de Curacaví.

 

Noticias Relacionadas

Escriba su Comentario